¿Qué es el impuesto de ganancias ocasionales?

El impuesto de ganancias ocasionales, es un impuesto más que deben liquidar y pagar las personas tanto jurídicas como naturales, sobre aquello ingresos que han recibido de una manera eventual, esporádica o poco habitual, proveniente de actividades u hechos que no corresponden al desarrollo ordinario de sus operaciones.

¿Qué conceptos representan para las personas, un ingreso por ganancias ocasionales?

Entre los conceptos que refiere la norma fiscal, tenemos:

  1. Artículo 300 del Estatuto Tributario: Utilidad en la venta de activos fijos, poseídos dos años o mas
  2. Artículo 301 del Estatuto Tributario: Utilidades originadas en la liquidación de sociedades.
  3. Artículo 302 del Estatuto Tributario: Herencias, legados, donaciones, u otros actos jurídicos celebrados intervivos a título gratuito, y lo percibido como porción conyugal.
  4. Artículo 303-1 Indemnización por seguro de vida
  5. Artículo 304 Estatuto Tributario: Rifas, loterías, apuestas y similares
  6. Artículo 305 Estatuto Tributario: Premios en títulos de capitalización.

Cada uno de estos conceptos, deberá cumplir con unas condiciones especiales, según lo establezca el Estatuto Tributario, para que sea considerado como una ganancia ocasional.

Para el caso de la venta de activos fijos, es claro que éstos debieron haber permanecido en poder de la persona, por un tiempo igual o superior a dos años.

Para el caso de las utilidades originadas en la liquidación de sociedades, éstas deben corresponder a la resta de lo recibido por la liquidación, el capital aportado por el socio; además, la sociedad, debió haber cumplido dos o más años de existencia o funcionamiento.

Para el caso de la indemnización por seguro de vida, es solo a partir del 1 de enero de 2019, que empezarán a estar gravadas con este tipo de impuesto, pues la Ley 1943 de 2018, las modificó a ingresos por ganancias ocasionales a partir de una cuantía superior a las 12.500UVT; antes de la Ley, eran rentas exentas.

Para el caso de las rifas, loterías, apuestas y similares, la tarifa del impuesto sobre ganancias ocasionales, es una tarifa diferencial, en relación a los demás conceptos; además, existe una base mínima de retención en la fuente, sobre aquellos premios con cuantía superior a 48 UVT.

¿Cuáles son las tarifas del impuesto sobre las ganancias ocasionales?

La norma fiscal, ha establecido las siguientes tarifas, en los artículos 313, 314, 315 y 317 del Estatuto Tributario, así:

  1. Tarifas del 10%
  2. Para sociedades y entidades nacionales y extranjeras
  3. Para personas naturales residentes
  4. Para personas naturales extranjeras sin residencia
  • Tarifas del 20%
  • Para loterías, rifas, apuestas y similares

Lo anterior significa, que las personas mencionadas en los literales a), b) y c), deberán liquidar una tarifa del 10% sobre ganancias ocasionales, sobre cada uno de los conceptos mencionados anteriormente, excepto sobre las loterías, rifas, apuestas y similares, las cuales estarán gravadas a la tarifa del 20%.

Una vez liquidado este impuesto, deberá ser diligenciado en el mismo formulario de declaración de renta y complementarios, que se utiliza para la declaración del impuesto sobre la renta; dicho impuesto, tiene su propia sección en el formulario, para su respectiva ubicación de forma independiente.

¿También existen ingresos por ganancias ocasionales que estén exentos de pago de este impuesto?

Si, el artículo 307 del estatuto tributario, ha definido, que conceptos se consideran exentos del pago del impuesto, los siguientes:

“1. El equivalente a las primeras siete mil setecientas (7.700) UVT del valor de un inmueble de vivienda urbana de propiedad del causante.

2. El equivalente a las primeras siete mil setecientas (7.700) UVT de un inmueble rural de propiedad del causante, independientemente de que dicho inmueble haya estado destinado a vivienda o a explotación económica. Esta exención no es aplicable a las casas, quintas o fincas de recreo.

3. El equivalente a las primeras tres mil cuatrocientas noventa (3.490) UVT del valor de las asignaciones que por concepto de porción conyugal o de herencia o legado reciban el cónyuge supérstite y cada uno de los herederos o legatarios, según el caso.

4. El 20% del valor de los bienes y derechos recibidos por personas diferentes de los legitimarios y/o el cónyuge supérstite por concepto de herencias y legados, y el 20% de los bienes y derechos recibidos por concepto de donaciones y de otros actos jurídicos inter vivos celebrados a título gratuito, sin que dicha suma supere el equivalente a dos mil doscientas noventa (2.290) UVT.

5. Igualmente están exentos los libros, las ropas y utensilios de uso personal y el mobiliario de la casa del causante.”

Deja tus datos en el siguiente enlace y así podré enviarte material actualizado y participar de sorpresas el día de tu cumpleaños

http://eepurl.com/hi9AeH

José Arcángel Gil Giraldo – Contador Público – Especialista en Gerencia Tributaria – Magister en Gestión Empresarial

es_COSpanish
Share via
Copy link
Powered by Social Snap